miércoles, 29 de abril de 2015

Cangilón

El azul en tus uñas,
en mis manos el agua
mientras la arena ahoga
el baile de las hojas.

Sacaré ternura por abril,
mis sábanas al aire,
tu cuerpo en mi mente
y mi mente, fiebre.

Descansaré en la oscuridad
contigo de la nada,
seré el parásito que vuela,
la seda que nos une.

Entierro mi boca en barro,
arena y agua, tiempo y sed,
caigo al timbre
y abro camino por buscarte.

Vuelca tu silencio en mi,
haz desaparecer...

Reduce nuestro espacio,
elimina dos en uno.